Este otoño olvídate de la caída del cabello

Aunque la caída del cabello puede deberse a diferentes causas, es durante el otoño cuando se produce la temida caída capilar con más frecuencia.

Queremos ofreceros unos consejos y unas pautas que esperamos que os sirvan para conservar un cabello saludable y bonito por mucho tiempo.

Hay que determinar el ciclo capilar que está formado por tres fases:

ANÁGENA: Nacimiento del nuevo pelo (2 y 6 años)

CATÁGENA: Involución (2 a 4 semanas)

TELÓGENA: Muerte del pelo anterior (2 a 4 meses)

Con los tratamientos se tratará de alargar las fases para que la caída sea menor.

Las causas pueden ser varias y es importante identificarlas ya que así aplicaremos el tratamiento adecuado y será mucho más eficaz.

CAUSAS  REACCIONALES:

  • Cambio de estación: sobre todo el otoño pero también en primavera.
  • Estrés.
  • Post parto.
  • Carencias de vitaminas, en las mujeres con déficit de hierro se produce a veces, debido a los ciclos menstruales.

En estos casos, se produce una caída más brusca y más evidente que se traduce en encontrar un número mayor que de costumbre de cabellos después del cepillado, en la almohada o incluso después del lavado.

stress

CAUSAS PROGRESIVAS:

Androgénica: en los estadios iniciales de tipo masculino los tratamientos pueden obtener una estabilización .

En las mujeres el patrón es más difuso y se acelera después de la menopausia, presentando cabellos más finos y frágiles.

TRATAMIENTOS

Para obtener mejores resultados es importante realizar tratamientos completos y ser constante. Lo ideal es aplicarlos en períodos de tres meses y dos veces al año haciéndolos coincidir con el otoño y la primavera.

Para las CAUSAS PROGRESIVAS dan buenos resultados medicamentos como el minoxidil que es un medicamento vasodilatador vía tópica y se recomienda , generalmente, en concentraciones del 5% en hombres y del 2% en mujeres. A veces produce efectos indeseados como escozor, dolor de cabeza… y, como efectos secundarios puede producir irritación del cuero cabelludo y dermatitis de contacto. Aún así, generalmente, es bien tolerado.

Existen, por otra parte, ampollas y lociones más cosméticas que, utilizadas adecuadamente pueden dar buenos resultados y no tienen los efectos secundarios anteriormente citados.

Son fáciles de utilizar  y existen productos tanto para aplicar diariamente como para ser aplicados dos veces por semana o incluso una, facilitando su tratamiento.

Como medicamento vía oral el más extendido es la finasterida que se utiliza en la caída masculina.

Por otra parte encontramos diferentes complejos nutricionales para ambos tipos de caída, compuestos básicamente por vitaminas del grupo B (B6 o piridoxina, B8 o biotina y B5 o ácido pantoteico), minerales como el zinc y el hierro, pepita de calabaza, cistina y creatina: todos ellos resultan beneficiosos para situaciones carenciales, en situaciones de estrés y también para después del parto.

Estos complejos, no sólo son útiles para el cabello, sino también para las uñas.

CONSEJOS ÚTILES:

Ahora quiero ofreceros 10 consejos:

  1. Lavar masajeando el cuero cabelludo suavemente para activar la circulación y así estimular el folículo piloso.
  2. Aclarar abundantemente el champú; el tiempo de aclarado debe ser el doble que el lavado para que no queden residuos.
  3. Secar suavemente el cabello y, si es posible, no utilizar secador ni planchas ya que resecan el cabello.
  4. No utilizar gomas ni pasadores de manera continuada ya que pueden agredir el cabello y su cutícula.
  5. Utiliza protectores solares específicos para el cabello para resguardarlo del sol y del cloro de las piscinas.
  6. Cuida otras patologías asociadas como el cuero cabelludo graso o con dermatitis o caspa, ya que si no están tratadas, se podrá producir caída porque está dañado el folículo piloso.
  7. Utiliza cepillos y peines de fibras naturales ya que los sintéticos dañarán tu cabello y lo electrizarán.
  8. Usa productos que no contengan siliconas ni parabenos ni tintes con amoníaco para no dañar la fibra capilar.
  9. Sigue una dieta equilibrada con la ingesta de carnes rojas, espinacas y verduras para la obtención de hierro al igual que pescados por el suplemento de zinc, así como las vitaminas A y B, imprescindibles para el crecimiento del cabello.
  10. Por otra parte, evita alimentos basados en hidratos de carbono como los azúcares y alimentos ricos en sal y grasas ya que pueden hacer que el cabello se caiga y esté más fino, débil y quebradizo.
pelo mojado

Espero que todas estas pautas os resulten útiles para nuestro objetivo: conseguir por más tiempo vuestro cabello sano y atractivo.

Bibliografia:

  1. 100 consejos de mostrador. Nathalie Hervé y Myriam Loriol.
  2. Guía práctica para la farmacia comunitaria. SEFAC

Alicia Simón Gil

Técnico en Farmacia. Especialista en Dermocosmética.

alicia@farmaciaimperial.es

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *